Cuando leía Cena con espectáculo, de Alberto Hontoria Maceín, vino a mi memoria el discurso que dio José Saramago en un homenaje que recibió en Cáceres, en 1999. Contaba el sabio premio Nobel que, en una sesión de esclarecimiento, durante una campaña electoral en Portugal, hizo un análisis y una crítica de un periódico de principio a fin. Su conclusión fue que la sociedad entera estaba plasmada en él, pero que donde realmente se encontraba el retrato más fiel y más cruel de ella, era en las páginas de anuncios. El resto del periódico conformaba una cortina de humo que pretendía cubrir nuestra lucidez, el mundo que estamos viviendo y cómo podemos cambiarlo.

Decía #EricFromm que la nueva #Inhumanidad era la #indiferencia, que esta era la total enajenación frente a la vida. Creo que de esto habla Cena con espectáculo, de Alberto Hontoria. Editorial @Clubdeostras. @pilar_garcia__ . Clic para tuitear

En mi opinión, Cena con espectáculo es el particular análisis que hace Alberto Hontoria Maceín de nuestra sociedad, de la simbiosis que se establece entre el comportamiento autómata de la peor parte de nosotros —reflejado en esas páginas de anuncios de las que hablaba Saramago— en contraposición a la ceguera que nos produce leer el resto del diario.

Lo cual se traduce en el estado de alienación en que nos hallamos. Ya decía Eric Fromm que la nueva inhumanidad era la indiferencia, que ésta era la total enajenación frente a la vida. Y creo que de esto habla este libro.

Cena con espectáculo

¿Preparados para Cena con espectáculo, de Alberto Hontoria Maceín? Permítanme darles unos consejos previos a la lectura:

  • Recuerden que las imágenes de este libro pueden herir su insensibilidad.
  • Antes de comenzar a leer apaguen sus inamovibles móviles.
  • No olviden desabrochar sus cinturones de inseguridad.
  • Mantengan los prejuicios fuera del alcance de su visión.
  • Si durante la lectura despiertan de su hipnosis, cuenten hasta tres antes de estallar.

Lectoras, lectores, el espectáculo va a comenzar.

Dentro de este libro de tapa blanda—debe ser lo único de blando que tiene— con una cubierta de 15 × 15, y solapas —aunque en él nada se solapa— habitan dieciocho textos explosivos en una ex-tensión de 215 páginas.

El lector se va a encontrar con una obra que hace planteamientos existenciales que le pueden resultar incómodos, o, simplemente desestabilizadores de su confortable rutina.

Para ser miembro del Mercado, tan solo tienes que tener una vivienda para que el Mercado pueda localizarte o embargártela si no te portas bien. Tú buscarás al Estado y el Estado nunca estará disponible. El Mercado te buscará bajo las piedras y siempre acertará a encontrarte. Tú persigues a un Estado inexistente y el Mercado te persigue a ti.

Alberto Hontoria Maceín, «Templo» Cena con espectáculo

Alberto Hontoria trata un tema de actualidad en cada uno de los dieciocho textos de Cena con espectáculo. Parece tener la capacidad de salirse del sistema y, desde ese utópico lugar, analizarlos. Nuestro modo de vida y de actuar son la diana de sus críticas.

A veces utiliza párrafos breves, anáforas, frases cortas, palabras unidas con guiones. Frases-bala-que-hieren-de-muerte —permítame la licencia Sr. Hontoria— que pretenden hacernos despertar. Ello contribuye a que las historias sean más visuales y las imágenes se sucedan con facilidad en nuestra mente.

En mi opinión, el espectáculo de este libro está en que te conduce a un punto de observación fuera de la subjetividad, en un ejercicio contra la «rutinizacíón» y la «cosificación» del hombre.

Me apetece dar el espectáculo— Alberto me ha animado, los que me conocen saben que con una chispa me basta— con un ejemplo de cosecha propia:

«Señoras, señores, como es archiconocido, Newton descubrió la gravedad— gravísima para muchos de ustedes— que supone una fuerza atractiva (no tanto para algunos mortales) que es «directamente proporcional al producto de sus masas».

Y añado:

«Es decir, cuanto más grandes sean sus pechos, antes aguantarán un bolígrafo Bic sin que se caiga, cuanto más grande sea su culo, más dura será su caída…».

Probablemente pensarán que, como poco, soy una persona impertinente. (La reseñadora se hace responsable de las opiniones vertidas por ella misma).

No se asusten, tan sólo me solidarizaba con el autor que, como ya han podido comprobar, lo hace muchísimo mejor que yo.

Tetas-tipo. Culos-tipo. Personas-tipo.

«A quién quieres parecerte?»

Los nuevos talleres mecánicos reparando piezas en cadena. La nueva fiebre ornamental del nuevo tunning.

«Ponme una 110 con copa b. Dame una mamoplastia».

Que no pase el tiempo. Que no pasen los años.

Alberto Hontoria Maceín, «Eternas» Cena con espectáculo

Para ser miembro del Mercado, tan solo tienes que tener una vivienda para que el Mercado pueda localizarte o embargártela si no te portas bien. Alberto Hontoria, Cena con espectáculo. #reseña @pilar_garcia__. Clic para tuitear

Cena con platos fuertes

Alberto Hontoria nos saca de nuestra apacible comodidad para sentarnos en su mesa y ofrecernos un menú degustación repleto de platos fuertes. Me he permitido la osadía de ponerle nombre a algunos para que vayan abriendo boca y se hagan una idea del tipo de Cena y de espectáculo con el que se van a des-encontrar:

Tartaletas de cadáveres variados con TV e indiferencia nitrogenada.

Parrillada de followers, likes y friends pescados con Redes SS.

Mundo hambriento a la espalda con guarnición de homos sapientes y dietas variadas.

Centro de Comercial asado con esferificaciones de consumismo desaforado.

Carpaccio de anciano con rúcula residencial.

Steak Bárbaro de Noticia con salsa morbo-directo.

Hojaldres de Visa con números rojos.

(La reseñadora se hace responsable de su cara dura, digo de su dura carta).

Y muchos más que no desvelaré porque su lectura les espera.

Miro a «todos»… y «todos» parecen de todo menos contentos. Veo decenas de baberos a los que les dicen «traga» y «mastica», a los que prácticamente les sostienen la mandíbula cuando se adormilan.

Alberto Hontoria Maceín, «Moridero Resort» Cena con espectáculo

Un libro algo peculiar en cuanto al género, hay algunos relatos, otros no lo son tal y como mandan los cánones de la santa madre escritura. Se trata más bien de profundas reflexiones en voz alta que no se ajustarían a ninguna «categoría» formal. No se puede decir que entre todos ellos haya un hilo conductor, pero sí que forman una unidad temática. Su lectura puede hacerse de manera libre e intercalada y el orden en que lo hagamos jugará un papel importante en nuestra reflexión.

Pero ¿por qué privar al autor de saltarse a la torera las clásicas y encorsetadas estructuras, y pasarse las normas por la contraportada para relatar lo que escuece y revuelve como le de la real gana? Porque ciertos propósitos conllevan ciertos riesgos, vía libre a la libertad estilistica.

Veo decenas de baberos a los que les dicen «traga» y «mastica», a los que prácticamente les sostienen la mandíbula cuando se adormilan. Cena con espectáculo de Alberto Hontoria. #reseña @pilar_garcia__. Clic para tuitear

Alberto Hontoria Maceín escribe sin anestesia y sin tapujos. Lo hace acerca de asuntos que quizá no queramos escuchar pero que resultan necesarios para ver el mundo que vivimos sin esa cortina de humo a la que me refería al principio de esta reseña.

Porque en aquella charla, Saramago hablaba de crear conciencia, y Alberto Hontoria agita las conciencias en este libro para despertarlas, recomiendo leer Cena con espectáculo.

 

Cena con espectáculo: Alberto Hontoria Maceín escribe sin anestesia y sin tapujos acerca de asuntos que quizá no queramos escuchar pero necesarios para ver el mundo que vivimos sin cortinas de humo. @Clubdeostras @pilar_garcia__ . Clic para tuitear

Cena con espectáculo, de Alberto Hontoria Maceín: libro de tapa blanda, retrato duro y cruel de la sociedad

 

 

Cena con espectáculo

Alberto Hontoria Maceín

Editorial Club de Ostras

 

 

 

 

Reseña de Pilar García

Fotografía de Pilar García

 

Todos los artículos de Revista MoonMagazine están sujetos a derechos de propiedad intelectual. Está prohibida su utilización (copias, duplicados y capturas) en cualquier medio sin el consentimiento expreso y por escrito de los autores y de la revista. Copyright MoonMagazine.info © Todos los derechos reservados.